Los controladores afirman que el Archipiélago ofrece más garantías a las aerolíneas

El control a través de radar y por satélite son dos de las tecnologías que diferencian al Centro de Control de Canarias de algunos africanos. La diferencia de precios por sobrevolar los diferentes espacios aéreos se debe principalmente a los servicios que se ofrecen desde los centros de control. El canario, situado junto al Aeropuerto de Gran Canaria, se encuentra entre los punteros de Europa, con sistemas que no poseen otras zonas como Marruecos, Mauritania, Senegal o Azores, a donde se están desviando los aviones para hacer la ruta entre Europa y Sudamérica, y viceversa, para ahorrar costes.

Si hay dos elementos que diferencian a Canarias del resto, son sus sistemas de control por radar y satélite. “El servicio que nosotros damos en el espacio aéreo que sobrevuela Canarias hasta unas 200 millas hacia el sur es de control radar: básicamente vemos el avión identificado, sabemos dónde está y qué está haciendo”, explicó Fernando Marian, representante de la Asociación Profesional de Controladores Aéreos (Aprocta). “Por debajo de ese espacio aéreo tenemos una cobertura por satélite, mediante el que vuelves a ver al avión”, añadió. Estas dos tecnologías permiten distanciar los aviones cada tres minutos, a diferencia de los diez que utilizan, por ejemplo, en Mauritania, donde se regula el paso de los aviones a través de radio frecuencia HF.

Lea la noticia completa en La Provincia.

La Provincia, edición Las Palmas (10/08/2014)